La -¿insospechada?- modernidad del Derecho y del sistema electoral españoles en el siglo XIX.

En el último número de la revista Teoría y Realidad Constitucional, nº 45, 2020, un completo monográfico dedicado al sistema electoral, se despide de la dirección el profesor Óscar Alzaga Villaamil, después de haber situado esa publicación, merced a su trabajo y al de un grupo de profesores y profesoras del Departamento de Derecho Político de la UNED, entre las mejores europeas de la especialidad, por lo que debemos estarle especialmente agradecido.

En este número se incluye mi texto “La -¿insospechada?- modernidad del Derecho y del sistema electoral españoles en el siglo XIX” (puede descargarse en pdf), del que reproduzco aquí la presentación: si comenzamos a leer el texto de la Ley Orgánica 5/1985, de 19 de junio, del Régimen Electoral General (en adelante, LOREG) nos encontraremos con la regulación de los requisitos para el ejercicio del sufragio (universal, libre, igual, directo y secreto), las causas de inelegibilidad, la formación y rectificación del censo, la administración electoral (Juntas y Mesas), los recursos electorales, la fórmula para la conversión de votos en escaños,… Todo eso forma parte de un bagaje normativo e institucional que en algunos casos se remonta en España a doscientos años atrás, a la Instrucción de 1 de enero de 1810. 

Que las elecciones sean un domingo o que la urna deba ser de material transparente, que se reconozca el voto asistido o la posibilidad de nombrar interventores, que la administración se responsabilice de la elaboración del censo y se expongan las listas en los ayuntamientos o que el escrutinio se realice en público, es algo que el Legislador electoral no inventó con la LOREG en 1985, ni siquiera con la norma en la que ésta se inspiró —el Decreto-Ley 20/1977, de 18 de marzo, sobre normas electorales—, sino que estaba presente ya en la normativa que fue regulando el desarrollo de los comicios en España a lo largo del siglo XIX y en los primeros años del siglo XX. 

Como también es conocido, la cara «negativa» de nuestra historia electoral la representó el contexto político y social, que durante muchos años desaprovechó o manipuló las posibilidades democratizadoras que ofrecía el texto normativo. En las crudas palabras de Joaquín Tomás Villaroya, toda la historia parlamentaria y electoral española se ve atravesada por prácticas de coacción y corrupción. 

Esa es una de las razones que explica la inestabilidad legislativa pero también la propia fragilidad política e institucional y una no puede entenderse sin las otras. Esta conexión también nos explica el motivo por el que una vez alcanzada una armonía, sino óptima al menos aceptable, entre texto y contexto electoral, lo que en España no sucedió hasta 1977, sea tan complicado introducir reformas en el sistema electoral, a pesar de que dichos cambios pudieran mejorar la calidad democrática de las instituciones representativas. 

En estas páginas trato de exponer, con la máxima brevedad posible, esa cara «positiva» que presentó, en general, la normativa electoral española durante el siglo XIX y primeros años del XX y que se caracterizó, a mi juicio, por una notable modernidad. También se comenta, para concluir, qué tipo de sistema electoral caracterizó buena parte de la Historia electoral que nació en España en 1810.

Dediqué este trabajo a la memoria de mi amigo y compañero el profesor Joaquín Varela, muerto hace ya más de dos años, y del que acaba de publicarse un libro extraordinario que consiguió terminar poco antes de morir Historia constitucional de España (Marcial Pons, 2020). La portada del libro de Joaquín reproduce un fragmento del bien conocido cuadro de Antonio Gisbert Fusilamiento de Torrijos y sus compañeros en las playas de Málaga, que tanto dice sobre el coste que para muchas personas supuso la defensa de la libertad en España.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.